sábado, 15 de septiembre de 2018

Preaviso por despido improcedente

Menea este post en Meneame.net
Algunos trabajadores creen que en caso de despido improcedente tienen derecho a una indemnización y a 15 días de preaviso, y que en caso de haberse incumplido, tendrá que pagar el empresario. Pero esto no es así.

El preaviso de 15 días, se cumple o se paga dependiendo del tipo de despido, no de su procedencia o improcedencia.

Por tanto, lo primero que debe contextualizarse es el significado de despido improcedente.

El despido improcedente no es otra cosa que un despido injustificado. No se trata de un tipo de despido. Los tipos de despido más frecuentes son el despido disciplinario y el despido objetivo.

En caso de despido disciplinario no se pagan 15 días de preaviso. En caso de despido objetivo sí que se pagan 15 días de preaviso.

Si necesitas consultar o contratar a un abogado laboralista, puedes contactar a través del buzón de consultas.



Diferencia entre despido disciplinario y despido objetivo

El despido disciplinario está fundamentado en una falta disciplinaria grave cometida por el trabajador, que le despoja de cualquier indemnización (salvo que sea declarado improcedente). El despido disciplinario no contempla ningún día de preaviso.

El despido objetivo es un despido justificado por alguna de las múltiples causas legales que existen y se recogen en el art. 52 del Estatuto de los Trabajadores, y lleva aparejada una indemnización de 20 días de salario por año trabajado en la empresa. El despido objetivo contempla 15 días de preaviso.

Tanto el despido objetivo, como el despido disciplinario pueden ser nulos, improcedentes o procedentes. El despido improcedente es cualquier tipo de despido, cuando no está justificado por una causa legal, por una falta disciplinaria, o cuando no cumple los requisitos legales. El despido procedente, por lo contrario, es cuando esa causa legal o falta disciplinaria sí que existen, y en consecuencia, el despido está justificado.

El despido improcedente, ya sea objetivo o disciplinario, da derecho a una indemnización de 45/33 días de salario por año trabajado en la empresa, con un máximo de 42/24 mensualidades. Sin embargo, muchos trabajadores se confunden, y creen que en caso de despido improcedente, también tienen derecho a reclamar los famosos 15 días de preaviso, pero no es así.

¿Cuándo se debe pagar preaviso de 15 días?

El preaviso de 15 días se debe cumplir (o pagar) cuando se trata de un despido objetivo. La empresa debe comunicar al trabajador el despido objetivo con un plazo de 15 días de antelación, a contar desde la entrega de la carta de despido (art. 53.1 del Estatuto de los Trabajadores). En caso de no hacerlo, la empresa debe indemnizar al trabajador con el salario de los días de preaviso incumplidos.

En caso de despido disciplinario, no es obligatorio preavisar al trabajador con ninguna antelación. Si el despido disciplinario es declarado improcedente, el trabajador tendrá derecho a una indemnización de 45/33 días de salario por año trabajado en la empresa, con un tope de 42/24 mensualidades. Pero no tendrá derecho a ningún tipo de indemnización.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Laboroteca.com con vosotros desde Diciembre 2012 - | - Aviso Legal - | - Penaloteca.es, web dedicada al Derecho Penal