martes, 6 de octubre de 2015

Despido por desobediencia al empresario

Menea este post en Meneame.net
Cuando una persona es contratada para trabajar por cuenta ajena, se sitúa bajo el poder de dirección del empresario, y ello conlleva una serie de obligaciones y el sometimiento a las órdenes empresariales. Dicho poder de dirección constituye la facultad legítima del empresario para indicar a los trabajadores cuáles son las obligaciones de su puesto de trabajo, dar las pertinentes órdenes a sus empleados, y en definitiva, dirigir su actividad económica y empresarial como convenga a sus intereses, siempre sin incurrir en ilegalidades.

En virtud de ese poder de dirección del empresario surge la obligación del trabajador de obedecer las órdenes del empresario –siempre que no sean ilegales-.

La indisciplina o la desobediencia en el trabajo son faltas disciplinarias que dependiendo de su gravedad, pueden justificar el despido disciplinario del trabajador. Ahora bien, cabe señalar los matices, pues como siempre, los despidos son discutibles, y en caso de impugnar el despido lo que el trabajador pone en juego, es recuperar su puesto de trabajo o una indemnización por despido improcedente, que suele alcanzar cifras lo suficientemente jugosas como para preocuparse por ganar el conflicto.

La indisciplina es una actitud de enfrentamiento y rebeldía por parte del trabajador, contra las obligaciones propias del puesto de trabajo. Por ejemplo, el abandono injustificado del puesto de trabajo sería un motivo de despido por indisciplina, sin embargo, debería atenderse también a las circunstancias del abandono.

La desobediencia por su parte, es el incumplimiento de las órdenes dadas por el empresario o por un superior jerárquico. Cualquier orden es susceptible de ser incumplida, por ejemplo, negarse a fichar en la entrada y salida del trabajo.

Si quieres consultar o contratar a un abogado laboralista en tu ciudad, puedes escribirnos a través del buzón de consultas.



El trabajador tiene prohibido incumplir sus obligaciones o desobedecer las órdenes del empresario, salvo que éstas sean manifiestamente ilegales. Por ejemplo, no sería legal la orden consistente en interrumplir el periodo de vacaciones para reincorporarse al puesto de trabajo, por lo cual, en caso de negativa del trabajador, éste no podría ser despedido.

Las órdenes deben ser claras y previamente comunicadas al trabajador. No se puede incumplir una orden que no existe previamente.

El incumplimiento del trabajador debe ser consciente y voluntario, pues lo contrario no sería imputable al trabajador, al menos, como una falta de indisciplina o desobediencia.

Para evaluar la gravedad de la falta del trabajador, también es necesario atender a la posible permisividad y tolerancia. Por ejemplo, cuando el empresario permite que toda su plantilla entre en facebook o consulte su correo electrónico personal, no es posible imputar al trabajador un uso indebido de internet en el trabajo, -aun habiéndole advertido en su contrato de trabajo que el uso personal de internet está prohibido-.

Algunos ejemplos
Podría ser una falta de indisciplina o desobediencia, negarse a firmar las nóminas cuando el trabajador percibe el salario en metálico (no cuando lo hace mediante transferencia).

También sería una falta de indisciplina o desobediencia negarse a vestir el uniforme de la empresa. O a llevar una vestimenta inapropiada para atender al público.

Sin embargo, no se considera falta de indisciplina o desobediencia realizar trabajos muy inferiores a la categoría profesional para la que el trabajador ha sido contratado, incluso aunque se hayan realizado dichos trabajos con anterioridad.

Tampoco es una causa de desobediencia o indisciplina del trabajador negarse a realizar horas extraordinarias, salvo que sean de fuerza mayor o estén pactadas en el Convenio Colectivo. Por lo general, las horas extraordinarias son de carácter voluntario para el trabajador, por tanto, éste puede negarse a realizarlas sin consecuencias disciplinarias.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Laboroteca.com con vosotros desde Diciembre 2012 - | - Aviso Legal - | - Penaloteca.es, web dedicada al Derecho Penal